Con tu consentimiento, en Credilemon (Kosmos EQAV S.L.) utilizamos cookies (o tecnologías similares) propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y así mejorar nuestros servicios.
Puedes retirar tu consentimiento, oponerte al procesamiento de datos haciendo click en "Configurar Cookies" o en nuestra Política de Cookies .

Cómo crear una empresa en España  y no morir en el intento

Actualidad

Cómo crear una empresa en España y no morir en el intento

Guía rápida con todos los trámites que necesitas para dar de alta tu empresa desde 0 y empezar a facturar.

Publicado por Kosmos

13/12/2021 05:12h

Si vives en España ya te habrás dado cuenta que la burocracia en este país es siempre un mal trago. En este artículo te explicamos qué trámites y papeleo necesitas para abrir una empresa desde 0:

 

1. Forma jurídica

Lo primero que tendrás que decidir será la forma jurídica de tu empresa. En España hay una gran variedad de formas jurídicas: Sociedad Limitada, Sociedad Anónima, Autónomo, Cooperativa, Sociedad Civil, etc. con características muy diferentes (responsabilidad limitada o ilimitada, aporte inicial, número de promotores, sector y actividad de la empresa, etc.)

Dependiendo de las características de tu empresa te convendrá más una forma u otra. 

 

2. Certificado negativo

Trámite muy sencillo que por suerte ya se puede hacer por internet en la página web del Registro Mercantil. El certificado negativo consiste simplemente en un documento que demuestra que en el día de la consulta, no existe ninguna empresa con una denominación social exactamente igual que la tuya, además de guardar la denominación consultada por un período de 6 meses.

Es un trámite muy sencillo (para el cual ya tienes que tener decidida la forma jurídica). Simplemente tendrás que rellenar un formulario con tus datos personales (y los de la resta de promotores si los hay) y poner 5 ejemplos de posibles denominaciones sociales para tu empresa. La respuesta suele tardar 1-2 días y tiene un coste de unos 13€.

Para que nos entendamos, consiste en hacer una "reserva" del nombre (denominación social) de tu empresa para así poder registrarla.

 

3. Crear cuenta bancaria e ingresar capital social.

Una vez tengas el certificado negativo, podrás acudir a la entidad bancaria de tu elección (mira qué te ofrecen los bancos y elige la cuenta de empresa que te vaya mejor para tu negocio), abrir una cuenta bancaria de empresa al nombre que aparece en el certificado negativo e ingresar el capital social (para una S.L. el capital inicial mínimo son 3.000€ y para una S.A., 60.000€).

Una vez esté esto hecho, el banco bloqueará automáticamente la cuenta, pues la empresa aún no existe y no sería legal que empezaras a facturar.

 

4. Modelo 036

El modelo 036 (Declaración Censal de alta, modificación y baja en el Censo de Empresarios, Profesionales y Retenedores) es el primero de los trámites largos a los que nos tendremos que enfrentar. Consta de un formulario de 9 páginas donde habrá que poner toda la información de la empresa: Datos personales de los promotores, domicilio fiscal y social de la empresa, lugar donde se va a llevar a cabo la actividad empresarial, a qué actividades económicas se va a dedicar la empresa, etc.

 

5. Obtén tu NIF

Teniendo el certificado negativo, el modelo 036 y el resguardo del banco conforme has ingresado el capital social mínimo, podrás acudir a la Agencia Tributaria a pedir el NIF (Número de Identificación Fiscal) de tu empresa.

 

6. Constitución de la sociedad.

Ojo! En este paso necesitarás los siguientes documentos (de los que ya hemos hablado):

  • Certificado negativo.
  • Documentación de la cuenta bancaria (donde se refleje la denominación social de la empresa).
  • Resguardo del ingreso del capital social.
  • Modelo 036 (y poder demostrar que ha estado presentado).

Y dos documentos esenciales más:

  • Escritura de la Sociedad
  • Estatutos de la Sociedad.

La constitución de la sociedad sólo se puede hacer ante notario. En muchos casos, cuando te pongas en contacto con notarías de tu ciudad, te ofrecerán redactar ellos mismos la escritura de la sociedad o ayudarte con su redacción.

 

7. Registro de la sociedad.

Una vez firmado ante notario, tendrás que inscribir la sociedad en el Registro Mercantil. Pero cuidado, no en el registro mercantil central (donde has conseguido el certificado negativo en el paso 1), sinó en el Registro Mercantil de tu provincia (de la provincia donde la Empresa tenga la denominación fiscal). También te hará falta legalizar libros (cuentas e inventario).

Además, tendrás que ir a la Agencia Tributaria para dar de alta la empresa en el Impuesto sobre Actividades Económicas.

 

8. Darse de alta en el RETA

Si estás creando una sociedad mercantil (SA o SL) a la que prestarás servicios, te preguntarás qué régimen te corresponde. Dependiendo del capital social que poseas y de tu función en tu empresa, tendrás un régimen u otro.

Administradores y consejeros

 

  • Con funciones de dirección retribuida
  • Socio con más de un 25% del capital social

Régimen de autónomo

(Autónomo societario)

  • SIN funciones de dirección retribuida
  • Socio con más de un 33% del capital social

Régimen de autónomo

(Autónomo societario)

  • Resto

Régimen General Asimilado

(sin desempleo ni fogasa)

 

 

Socios trabajadores

 

  • Con funciones de dirección:
  • Socio con más de un 25% del capital social

Régimen de autónomo

(Autónomo societario)

  • SIN funciones de dirección retribuida
  • Socio con menos de un 33% del capital social

Régimen General

 

En caso que simplemente vayas a ser un autónomo sin sociedad, tendrás que darte de alta en el RETA como autónomo.

Si nunca has estado en el RETA, tanto si te vas a dar de alta como autónomo o como autónomo societario, podrás solicitar un descuento (de hasta un 80%) en tu cuota de autónomo. Si calculamos a partir de la cuota mínima:

Tarifa plana autónomos (2021)

 

Primeros 12 meses

60€/mes

Meses 12-18

50% de descuento (unos 141€/mes)

Meses 18-24

30% de descuento (unos 198€/mes)

En el caso de los autónomos societarios también se puede solicitar este descuento (desde 2020), con unas cuotas similares (ligeramente superiores),

 

 

Consejos

Pide ayuda

Ser un hombre orquestra no sólo te estresará, sino que no es práctico. Es obvio que no todos tenemos las habilidades necesarias para desarrollar todos los trabajos. Pues al abrir tu empresa, pasa lo mismo.

Si quieres abrir un restaurante, una tienda, un negocio on-line, lo normal es que no seas un experto en derecho y administración, por lo que recurrir a empresas para que te aconsejen en asuntos tan importantes como elegir la forma jurídica de tu empresa, analien la viabilidad o te ayuden con los trámites no es ninguna derrota o algo de lo que avergonzarse. Al contrario, saber delegar en gente que sabe más que tú es una habilidad básica de todo buen empresario.

Si no dispones del capital que requieren algunas consultorías privadas en este aspecto, estás de suerte. En España existe una red de empresas públicas propiedad de las administraciones locales (REDEL) con especialistas dedicados a ayudarte a crear tu empresa.

REDEL red empresas

En REDEL están presentes la mayoría de ayuntamientos de las principales ciudades españolas (Barcelona, Madrid, València, Bilbao, Sevilla, Murcia...). Estas empresas públicas te podrán ayudar desde el análisis de mercado, dándote opción a cursos de formación (finanzas, contabilidad, etc.) , analizando la viabilidad de tu idea, ayudándote al desarrollo de planes económicos hasta ayudarte con los trámites y trabas burocráticas.

Una de las mayores ventajas de estas entidades es que conocen bien de cerca la administración pública y que, en la mayoría de casos sus servicios son gratuitos.

 

Compartir artículo

Comentarios

Este artículo aún no tiene comentarios. Sé el primero en comentar.

Añade un comentario